El fútbol sala es universal

El término ‘futsal’ es un acrónimo de las palabras ´fútbol’ y ‘salón’ y define un deporte similar al fútbol pero que se practica en el interior, lo que se conocía en su momento como fútbol de salón.

Fútbol sala desde 1930

El fútbol sala nació en Sudamérica, en Uruguay en 1930. El campeonato del Mundo de fútbol obtenido por los celestes hizo que se desatara la fiebre por el deporte en las calles de Montevideo. Más tarde, el profesor Carlos Ceriani sentaría las bases de un nuevo deporte, con reglamentación propia, aprovechando la normativa de diferentes deportes que ya existían.

A partir de aquí se expande rápidamente por toda Latinoamérica; Chile, Argentina, Colombia, Paraguay, Perú, Venezuela, y sobre todo Brasil, cuna de grandísimos jugadores que ya os acercamos en nuestro anterior número. Después salta a Europa, siendo España la gran referencia con un rápido desarrollo desde aquel Club Ymca, allá por 1974.  Después, al resto del Mundo, con Asia como máximo exponente.

El fútbol sala era y es pura diversión. Decía el maestro Juan Manuel Gozalo que “éramos muy pocos, juntar cinco amigos era relativamente sencillo y nos empezamos a dar cuenta de que podría convertirse en el deporte social por excelencia”.

Una nueva era del fútbol sala

Ahora, tras el Mundial de Colombia, parece abrirse una nueva era. Los medios coinciden en que la ‘democratización’ del fútbol sala ha llegado gracias al protagonismo emergente de otras naciones como Irán (la revelación) o Argentina, flamante Campeón.

Como guinda al pastel, el fútbol sala emerge en EEUU y os lo acercamos mediante la visión de uno de sus grandes impulsores. Un deporte en plena expansión y con un enorme potencial, que se ajusta muy bien a la idea del espectáculo americano.

Ese es el motor de nuestro tercer número: un ‘Planeta Futsal’ que  Luca Ranocchiari, hace grande desde Roma con la Web Futsal Planet. Podemos decir que todo el ‘globo’ juega ya al fútbol sala.

Y ese deporte se practica en calles, plazas, colegios, universidades, cárceles, con una venda en los ojos y un balón de cascabel, o en pabellones con miles de espectadores.

Siente el 40×20 porque esto acaba de empezar. Bienvenidos a Futsal360 Nº3